García Linera anuncia que él y Evo Morales no renunciarán

El Vicepresidente condenó los hechos de violencia ocurridos ayer en Cochabamba y los atribuyó a grupos "paramilitares en moto".
Vicepresidente Álvaro Garcia Linera, Foto: AFP.




El vicepresidente Álvaro García Linera anunció hace unos minutos que él y el presidente Evo Morales no renunciarán a sus cargos y condenó los hechos de violencia registrados ayer, miércoles, en Cochabamba. Los atribuyó a “una banda de paramilitares en moto”. En su criterio, la crisis política y social que vive el país fue desencadenada por el expresidente Carlos Mesa y el cívico cruceño Luis Fernando Camacho. 

En conferencia de prensa en La Paz, el mandatario calificó a la jornada del miércoles como el “día de la vergüenza”, porque nunca antes en la historia del país se había producido semejante ataque, “suplicio y martirio. Mujeres siendo brutalmente atacadas, golpeadas por una banda de paramilitares en moto”.

“Convocamos a los dos promotores de la violencia a que recapaciten, a que vuelvan a la vía constitucional”, dijo García Linera, señalando que el candidato “perdedor” –como el Gobierno llama a Mesa– no aceptó “su derrota” en las urnas el 20 de octubre y generó una “espiral de violencia contra la sociedad”.

“Señor Mesa, señor Camacho, basta de promover la violencia, acepten la vía constitucional, no promuevan más violencia. No hagan daño a más gente, no provoquen más muertes, no afecten al vecino, no manden a su gente cada noche a querer romper la protección policial”, invocó.

Sostuvo que todas las muertes, heridos y hechos de violencia deben ser investigados.

¿RENUNCIARÁN?.
Fue enfático al señalar que él y el presidente Evo Morales no renunciarán a sus cargos, en respeto a la CPE y al voto popular, mucho menos después de que “acabamos de ganar las elecciones”. Recordó que su actual mandato fenece el 22 de enero de 2020, y luego vienen cinco años más.

Acusó a fuerzas opositoras de alentar una “oleada fascista” y a Mesa de querer entrar a Palacio “por la ventana”




Recordó un golpe de Estado de los años 50 y dijo que en pleno siglo XXI se pretende reeditar “un mamertazo”, como denominó a la asonada del militar Mamerto Urriolagoitia. 

Más temprano, el ministro de Educación Roberto Aguilar también señaló que Morales no dimitirá y que la solicitud que le hará en las próximas horas el cívico cruceño es una medida “inconstitucional, ilegal” que apunta a un golpe de Estado.

Linera cerró su alocución dedicándole unas palabras al cívico Camacho; sostuvo que tiene el derecho de entregar su carta en la Casa Grande del Pueblo. Y le dedicó dos lecturas de la biblia, la primera referida a que “no aborrezcas a tu hermano en tu corazón” (Levíticos19:12) y “el Señor encamine nuestros corazones al amor de Dios y a la paciencia de Cristo” (Tesalonicenses 3:5).
Fuente: Correo del Sur
Usamos cookies propias y de terceros para ayudarte en tu navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK | más información