Álvaro García lideraba grupo que extorsionó para adueñarse de PAT

A raíz de las denuncias contra el directivo de ATB, Marcelo Hurtado, por presuntos delitos de legitimación de ganancias ilícitas, favorecimiento al enriquecimiento ilícito y creación de sociedades o asociaciones ficticias surgen denuncias sobre una red de extorsión que involucran a altos exfuncionarios del gobierno del MAS y al empresario venezolano Carlos Gil.
Álvaro García Linera Lideraba el grupo para adueñarse de PAT junto a Carlos Gil  y Jimmy Iturri, Fotos: Internet.




El empresario Abdallah Daher, en su declaración ante la Fiscalía, informó que el gobierno de Evo Morales lo extorsionó y presionó para vender la red PAT. Daher afirmó que el exvicepresidente, Álvaro García, operó mediante el empresario venezolano Carlos Gil, el presidente de Directorio de ATB, Marcelo Hurtado, el exdirector de contenidos de ATB, Jaime Iturri, y el exdirector de Régimen Penitenciario, Nolberto Clavijo, para apropiarse de la empresa televisiva bajo amenazas.

Daher se presentó el pasado martes 7 ante el Ministerio Público en la División de Delitos Económicos y Financieros de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc) de Santa Cruz, en presencia del fiscal Samuel Lima, para realizar su declaración informativa en calidad de víctima de una serie de extorsiones de altos funcionarios de gobierno del MAS y empresarios con estrechos vínculos al régimen de Evo Morales que tenían el objetivo de apropiarse de la red PAT cuyos dueños anteriores a Daher eran Carlos Mesa y sus socios.

En su declaración, ante el Ministerio Público, explica que las amenazas eran hechas por parte de Carlos Gil, Jaime Ituri y Luis Nolberto Clavijo, quienes se identificaban como portavoces del Gobierno y lo presionaban con procesos penales contra su persona y contra su hijo E.D., si no entregaba el medio de comunicación, según el portal digital Asuntos Centrales.

“Desde el 2010 para adelante comenzamos a sufrir varias fiscalizaciones irregulares y con notas de cargo de distintas autoridades. No pasó mucho tiempo y apareció el Sr. Carlos Gil Ramírez quien manifestó que quería hablar conmigo diciéndome que el señor Álvaro García Linera, el vicepresidente de Bolivia te odia y que si quieres continuar en Bolivia debía entregar PAT. Este es el mensaje que te transmito me dijo Carlos Gil”, dice una parte de sus declaraciones ante la Fiscalía.

A la pregunta sobre el propósito de las acciones de Carlos Gil en todo este proceso de extorsión, el empresario Abdallah Daher respondió: “El Sr. Carlos Gil participó de manera directa porque a través de las compras de ATB, La Razón, PAT, Full Tv y una treitena de radios le han permitido obtener contratos multimillonarios de parte del Estado, entre ellos la construcción del teleférico, las redes (ferroviarias) oriental y occidental, el contrato de provisión de radares entre varios otros. El control de los medios de comunicación es una oferta que es irrechazable para cualquier gobierno”.




En la declaración también afirma que existía una orden de apremio contra su hijo por delitos de contrabando y que su persona fue involucrada en un hecho de terrorismo, que acaparaba los medios de comunicación en ese entonces.

Daher expresó que la presión era ilegitima, por todo el conjunto de agresiones y extorsiones que sufría por parte de los interesados, quienes pretendía adquirir el medio de comunicación sin desembolsar un centavo y al final ante tantas amenazas a su persona y a su familia decidió entregar la empresa a quienes identificó como “extorsionadores”.
Asimismo, aclaró que no se le entregó ningún monto de dinero ni tampoco se le permitió utilizar propaganda y de manera absolutamente abusiva se apropiaron del canal de televisión, utilizaron sus ambientes, equipos y muebles por los que tampoco se pagó alquiler.

Denunció que durante este tiempo los “usurpadores ilegítimos recibieron cuantiosas sumas de dinero por propaganda tanto pública (gubernamental- estatal), como privada y de particulares, por lo que pide sean investigados”.

DENUNCIAS DE ORTIZ Y GONZALES.

El jueves pasado, el senador Oscar Ortiz formalizó las denuncias penales en contra de exejecutivos de las televisoras ATB y PAT, Marcelo H. S. y José Luis V. L., respectivamente, por los presuntos delitos de legitimación de ganancias ilícitas, favorecimiento al enriquecimiento ilícito, y creación de sociedades o asociaciones ficticias.

“Hemos identificado 21 empresas relacionadas con el señor Marcelo H. S. en Fundempresa; de éstas, 19 son posteriores a la llegada de Evo Morales al gobierno y especialmente a partir de 2009. Empresas que tienen que ver fundamentalmente con medios de comunicación, pero también con el área financiera de seguros y con otros rubros diversos como energía, madera, comercio exterior, incluso restauración”, detalló Ortiz.

El legislador añadió que por las investigaciones realizadas se presume que Marcelo Hurtado tenía una relación estrecha con el anterior Gobierno, en especial con el exvicepresidente Álvaro García.

De la misma forma, día antes, la senadora Carmen Eva Gonzales presentó una denuncia penal en su contra por presuntos delitos de extorsión y por haberse apropiado de medios impresos y audiovisuales, de los cuales los beneficiarios directos serían Evo Morales y Álvaro García.




La noche del viernes, después de una audiencia de medidas cautelares que duró más de cuatro horas en el Juzgado 5º de Violencia Contra la Mujer y Anticorrupción determinó enviar a la cárcel de San Pedro con detención preventiva a Hurtado.

Según reporte de la red ATB, el abogado, Walter Suárez, afirmó que su detención es irregular y manifestó que se apelará dicha decisión para instalar una nueva audiencia dentro de las próximas 72 horas.
Fuente: El Diario
Usamos cookies propias y de terceros para ayudarte en tu navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK | más información