Dan de alta al médico Marco Ortiz que contrajo el arenavirus

El galeno afirmó que una vez reestablecido retomará su trabajo en el área de salud, con la idea clara de servir a la sociedad.
El médico Marco Ortiz fue dado de alta y retornó a su domicilio, donde podrá continuar su tratamiento hasta alcanzar su rehabilitación total.




El médico Marco Ortiz, internado en el Hospital de la Caja Petrolera, cuando adquirió el arenavirus, fue dado de alta la jornada de ayer y retornó a su domicilio, donde podrá continuar su tratamiento hasta alcanzar su rehabilitación total. El paciente señaló que una vez reestablecido retomará su trabajo en el área de salud, con la idea clara de servir a la sociedad.

Recién dado de alta el médico dio gracias a Dios por haberle salvado la vida luego de que estuviera más de 150 días internado en el Hospital de la caja Petrolera de la ciudad de La Paz. “Doy gracias a Dios por haberme dado la oportunidad de volver a vivir”, señaló emocionado.

Ortiz recibió la alta médica luego de una larga batalla contra la enfermedad y después de haber ingresado en tres oportunidades a terapia intensiva. El arenavirus se llevó la vida de otros dos médicos como Gustavo Vidales y Ximena Cuéllar.

Manifestó su complacencia y gratitud por todos los médicos y personal del nosocomio que lo atendieron por más de cinco meses; señaló que considera un “sobreviviente” del arenavirus, enfermedad que provoca fiebre hemorrágica y se transmite por un roedor selvático. “Estoy dispuesto a donar mi sangre para que se elabore una vacuna, con el fin evitar que más personas sufran este mal”, dijo.

“Mi familia ha sufrido bastante, están desesperados por que llegue a la casa, para ellos no ha sido nada fácil tenerme aquí 153 días, son más de cinco meses de estar internado y en muchas ocasiones mi estado de salud bastante grave”, señaló el galeno.

El galeno, señaló sentirse feliz de llegar de nuevo a su casa, para poder ver a mis hijos, a su esposa, a su madre, a su hermano y reunirme con toda su familia.




Ortiz, que pasó los tres primeros meses en terapia intensiva, fue uno de los tres médicos que a mediados del presente año contrajo el arenavirus y finalmente fue el único en vencer la enfermedad.

El galeno manifestó su predisposición y anhelo de volver a ejercer su profesión para salvar vidas. “Voy a seguir las órdenes de los médicos para recuperarme pronto y volver a trabajar. Soy un médico y trabajaré por la salud hasta el día que muera, voy a tratar de ayudar a todos”, sostuvo
Fuente: El Diario
Usamos cookies propias y de terceros para ayudarte en tu navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK | más información