Narcoavioneta atrapada en Paraguay despegó de un Hangar vecino con el de la Policía

La nave investigada por narcotráfico decoló el sábado y registró su regreso el lunes. Ya se conoce el nombre de la persona que solicitó el plan de vuelo.

Fotografías del operativo en Paraguay donde se detuvo a un excopiloto de la estatal BoA (izq) - El hangar 106 de Unidad de servicios Aéreos Policías al lado del 105 (der). Fotos: Redes Sociales, El Deber.

La avioneta matrícula CP-2759 que cayó en Paraguay con un cargamento de 420 kilos de cocaína de alta pureza, salió del hangar 105 del aeropuerto de El Trompillo, así confirmaron autoridades de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (Felcn) y la Fiscalía de Sustancias Controladas.

El hangar 105 de El Trompillo de forma inmediata fue allanado por la Fiscalía y la Felcn. Queda al lado y solo divide la pared del hangar 106 donde funciona la Unidad de Servicios Aéreos Policiales (USAP).



La unidad USAP opera de forma autónoma desde hace casi dos años en acciones de lucha contra el narcotráfico, incluso sin la participación ni coordinación con la Fuerza Aérea Boliviana (FAB), situación que ha generado malestar en la entidad castrense.

El allanamiento al hangar 105 se registró después que el domingo por la tarde las fuerzas de la Secretaría Nacional Antidrogas (Senad) del Paraguay, interceptaran la avioneta estacionada en una pista clandestina de Santiago del departamento Misiones, cuando seis sujetos descargaban los 420 kilos de cocaína.

En la operación denominada Aurora, los agentes antidrogas, capturaron a seis hombres, entre ellos dos pilotos bolivianos identificados como Stephano Alavconi Quezada y Raúl Álvaro Guzmán Cortez. Este último fue piloto de BOA hace cuatro años. Ambos pilotos, junto a cuatro paraguayos, ya fueron enviados a prisión por un juez paraguayo por delito de tráfico internacional de drogas.

El Senad descubrió que la nave inicialmente apareció en la pista clandestina con la matrícula CP-X043. Sin embargo, luego se detectó que esa matrícula era falsa porque estaba colocada en la nave con un adhesivo. De esa manera el Senad evidenció que la verdadera era la CP-2759 y que los traficantes trataron de tender una coartada y burlar controles.

Los 420 kilos de droga pura tenían el sello de un trebol, marca que colocan las redes de las mafias.

El fiscal de Sustancias Controladas Emanuel Ferrada, confirmó que durante el allanamiento al hangar 105 no se encontró ninguna avioneta, pero que se precintó. También se allanó el inmueble del piloto Raúl Álvaro Guzmán.

En ambos allanamientos se secuestró documentos.

Versiones de policías, de vecinos y personal de otros hangares, así como de la FAB, revelaron que la nave CP-2759, fue vista la semana pasada estacionada en el hangar 105 al lado del hangar 106 donde opera la Unidad de Servicios Aéreos Policiales (USAP).



En el hangar policial 106 permanecen estacionadas más de 10 avionetas y un helicóptero incautado al narcotráfico.

El fiscal Ferrada, aseguró que se solicitará vía Fiscalía General una cooperación al Paraguay para que remitan información. Asimismo, emitirán requerimientos a la Dirección General de Aeronáutica Civil y Naabol para conocer el plan de vuelo. Para la Fiscalía y la Felcn si bien la nave salió de El Trompillo, no significa que partió cargada con la droga. Creen que la nave pudo haber desviado a otro lugar, para cargar la droga, además de reabastecerse de combustible para finalmente volar al Paraguay.

Debía regresar el lunes.

En rueda de prensa el director ejecutivo nacional de Navegación Aérea y Aeropuertos Bolivianos (Naabol), Elmer Pozo, se refirió a la incautación de la avioneta CP- CP-2759 en Paraguay con 420 kilos de cocaína que transportó desde Bolivia.

Aseguró que la nave tenía autorización para volar, pero solo en el territorio nacional. El titular de Naabol, manifestó que la autorización de vuelo de la CP-2759, fue solicitada por Boris B.R. La avioneta decoló el sábado pasado desde el aeropuerto de El Trompillo, pero en su plan de vuelo registró que tenía que arribar al menos a dos puntos más en nuestro país y volvería el lunes y no fue así. Al contrario, el domingo por la tarde cayó en Paraguay.

Otro cargamento en Paraguay.

Agentes de la Secretaría Nacional Antidrogas (Senad) de Paraguay incautaron 111 kilos de cocaína pura de procedencia de Bolivia. La droga estaba acopiada en una vivienda y estaba por ser cargada a un camión para luego ser transportada a Uruguay.

Todo se descubrió en el operativo “Tuck 2023” el martes en el barrio Isla Aranda, límite entre las ciudades de Limpio y Luque, que pertenecen al departamento Central de Paraguay.

La fiscal paraguaya Egidia Gómez, ordenó la aprehensión del chofer y aseguró que la droga iba a ser cargada en un compartimiento secreto de un vehículo, y transportada hasta Uruguay.

El martes el Servicio de Aduanas de Chile encontró 166 kilos de clorhidrato de cocaína al interior de un camión que transportaba zinc y que salió de Potosí (Bolivia). La carga estaba en tránsito a Corea del Sur, vía Antofagasta.

El pasado sábado en Villa Tunari la Felcn también incautó 600 kilos de cocaína.

Fuente: El Deber

Usamos cookies propias y de terceros para ayudarte en tu navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK | más información